Grito Grafias en Red

Editora contenidos

  • Contacto: Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

    Mi  trayectoria

John Lennon - Treinta años despues de su muerte

El doctor Stephan Lynn, de 63 años,  recuerda muy claramente el 8 de diciembre de 1980, con la precisión de un cirujano. El profesional tenía en esa época solo 33 años, recién había terminado sus estudios, y ya era Director de la urgencia del Hospital Roosevelt de Nueva York.

Tuvo el corazón del artista en sus manos, intentando reanimarlo. Transmitió la noticia de su deceso a Yoko Ono y treinta años mas tarde, sostiene que ni siquiera la medicina de hoy, con todos sus avances  tecnológicos, habría podido salvarlo.

“Todo ocurrió en el transcurso de 15 minutos.  John Lennon había sido transportado al hospital, sobre los hombros de un policía, a eso de las 23 hrs. No había presión arterial, no tenía pulso y estaba muy pálido. Abrimos su pecho y constatamos que la mitad izquierda estaba inundada con sangre de su cuerpo. No había manera de reparar los vasos sanguíneos dañados. Tenía una cantidad increíble de orificios.

Hicimos transfusiones de sangre masajes cardíacos y nos apoyamos en todas las técnicas del momento;  pero sin resultados”, dice el facultativo.

Las cuatro balas disparadas por Mark Chapman, habían causado daños irreparables.A las 23.15 hrs Lennon, había muerto

El doctor Lynn, ordenó luego de su fallecimiento, que los instrumentos, la sábanas y ropas manchados con la sangre del artista fueran destruidos y que su expediente médico se guarda en un archivo secreto donde permanece hasta hoy.

En la era de los teléfonos inteligentes, la de twitter, facebook y demás las imágenes y detalles de esta muerte habrían invadido el espectro noticioso internacional.

En 1980, el periodista  Alain Weiss, que a raíz de un accidente de moto se encontraba en la urgencia del Hospital, dio “el golpe noticioso de su vida”. Corrió a un teléfono y llamó a la WABC, dando a conocer los hechos, aún violando el deseo de Yoko Ono de hacerlo ella misma.

El periodismo tiene sus tiempos y sus urgencias. Los 300 periodistas que se habían reunido frente al Hospital, tuvieron la noticia  a través de la voz del animador de la cadena televisiva  a la que pertenecía Alain Weiss.

Fuente: Le Journal de Montreal, Canada

Traducción y adaptación textos. Nancy Monsalve, revista GritoGrafias.

Login to post comments